El color y la vibración de la música


el color y la vibración de la música

 

La música es una sucesión rítmica de ondas sonoras. Cuando escuchamos música esas ondas inciden en nosotros y nos hacen resonar de una determinada manera.

 

Por eso hay canciones que nos alegran, otras nos relajan, algunas nos hacen llorar o nos activan y llenan de energía.

Testando la vibración y el color de algunas canciones

He testado con el péndulo la vibración de algunas canciones que me gustan. Simplemente por curiosidad, a ver qué información y conclusiones podía extraer de ellas. Como por ejemplo por qué me gusta escuchar una u otra según mi estado de ánimo.

¿Te gustaría conocer el resultado del experimento? Pues sigue leyendo 😉

De menor a mayor energía

Pregunté al péndulo por la tasa vibratoria de cada canción mientras ésta sonaba, para poder crear el siguiente ránking. Aparecen las canciones ordenadas de menor a menor tasa, y por tanto, de menor a mayor cantidad de energía.

Probablemente conozcas muchas de ellas. También puedes clicar encima del nombre de cada una de ellas para abrirlas en Youtube y escucharlas.

 

El color de la música

 

“-¿Cuál es el color de esta canción?”

Esa fue la siguiente pregunta que hice al péndulo mientras sonaba cada una de las canciones.

Los resultados fueron sorprendentes. En primer lugar, porque me fue imposible encontrar una canción que resonara con los colores superiores al verde (azul, índigo o violeta).

Incluso probé testando vídeos de cantos de ballenas y delfines. Lo máximo que llegué fue a encontrar el color verde.

Testé también algún mantra. Tenía la idea (quizá errónea) de que “son canciones más espirituales”. Pero tampoco encontré ninguna que superara al verde.

¿Qué puede influir en el color de una canción?

Partiendo de que no pretendo sentar las bases de nada ni definir ninguna verdad, mi intuición me dice que son varios los factores que influyen en que una canción tenga un color vibratorio u otro.

  • La melodía: armónicos, ritmo, tono…
  • La letra, el mensaje que se transmite.
  • La modulación de la voz de los cantantes y su estado de ánimo.
  • La frecuencia, tipo y número de instrumentos que participan.

Estos factores también influyen en que una canción sea más o menos energética, es decir, que tenga una mayor Tasa Vibratoria.

Rojo – Primer chakra

El color rojo es el color del primer chakra. Por tanto, las canciones que resuenen con ese color servirán para activar o relajar ese centro energético de forma específica.

Representa la Tierra, el sentido de seguridad, de enraizamiento, de supervivencia, de aterrizar, de tocar con los pies en la tierra.

Déjame Vivir (Jarabe de Palo y Chambao)

Sztoj pa moru (Laboratorium Piesni)

Naranja – Segundo chakra

El naranja es el color del segundo chakra. Representa las emociones más acuáticas, más profundas. La memoria emocional de nuestros ancestros, el modo de vivir la sexualidad y los sentimientos de culpa/liberación asociados a ella. Nuestra capacidad de goce y disfrute de los placeres de la vida.

Hallelujah (Leonard Cohen)

Ederlezi (Goran Bregovic)

Fali-Faly (Kepa Junkera)

Amarillo – Tercer chakra

El amarillo es la fuerza vital, asociada a nuestro sentido del “Yo Hago”. Representa nuestra capacidad de actuar y de materializar nuestros propósitos. El tercer chakra es el fuego interior, el Sol que nos hace brillar.

Caribbean Blue (Enya)

The greatest (Sia)

A sky full of stars (Coldplay)

The host of seraphim (Dead Can Dance)

Meravellós Regal (Txarango)

Verde – Cuarto chakra

El verde es el color asociado al Amor, al corazón y al cuarto chakra (situado en el pecho).

Representa sobre todo nuestra capacidad de amar a los otros y de amarnos a nosotros mismos. Nuestro “Yo Soy”, aquello que en verdad somos, nuestra esencia más pura.

Who wants to live forever (Queen)

Mul mantra (Snatam Kaur)

La luz de la luna (Ravid Goldschmith)

 

Espero que te haya gustado el artículo. ¿Te animas a testar la vibración de las canciones que más te gustan? ¡Puede ser una experiencia muy interesante!

Con amor,

maribel bernal

 

 

¿Te ha gustado el artículo?
Apúntate y recíbelos gratis en tu email

Además recibirás gratuitamente mi ebook "Gemoterapia para autotratamiento"

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *