Qué son las geopatías y cómo me afectan


Qué son las geopatías

El sufijo “patía” indica alteración, enfermedad. Una geopatía sería, por lo tanto, una alteración del estado de salud provocada por un fenómeno geológico.

Las geopatías no tienen por qué llegar a provocar enfermedad. Lo que sí que provocan son estrés geopático, un estado de agitación energética que afectaría al cuerpo de forma muy similar al estrés tradicional, causando:

  • Alteraciones del sueño.
  • Cansancio crónico.
  • Irritabilidad, enfadarse por cualquier cosa.
  • Falta de energía en general.
  • Apatía, ganas de no hacer nada, desmotivación.

alteraciones geológicas

Es decir, el estrés geopático contribuye a debilitar nuestro sistema inmune, lo cual nos hace más proclives a las enfermedades.

Las geopatías contribuyen a debilitar nuestro sistema inmune. - Tuitéalo    

Entre los fenómenos geológicos causantes de geopatías están: las corrientes de agua subterráneas de origen natural, las fallas geológicas, las chimeneas cosmotelúricas y las líneas Hartmann y Curry.

 

Las corrientes de agua subterráneas y los rayos Gamma

Se trata de flujos de agua de intensidad y caudal variable, que circulan por el interior de la corteza terrestre a diferentes profundidades. El fregamiento de las moléculas de agua con los diferentes tipos de rocas y sedimentos, provoca una alteración del campo magnético terrestre. Esa alteración la podemos sentir, sin ser conscientes de ello, los seres vivos cuando caminamos por encima de una corriente. Incluso los árboles crecen “evitando” la influencia de esas corrientes.

Los rayos Gamma es un tipo de radiación electromagnética cósmica que incide sobre la Tierra, atravesando todo a su paso. Esos rayos penetran en la corteza terrestre, reduciendo su velocidad… a no ser que topen en su camino con una corriente de agua. Parte de esa radiación rebota entonces en la corriente como si fuera un espejo, y vuelve a subir hacia la superfície de la tierra. Por tanto, cuando estamos encima de una corriente de agua podemos recibir de forma indirecta parte de esa radiación gamma reflejada.

Los rayos Gamma son un tipo de radiación ionizante, lo que significa que puede tener efecto sobre las células humanas y el ADN.

Pero no todas las corrientes de agua subterráneas son perjudiciales. Los templos sagrados de la antigüedad, las iglesias, las catedrales… muchas están construidas en enclaves especiales donde confluye un determinado tipo de corrientes de agua y de líneas geológicas (como las líneas Ley)

 

Las fallas geológicas

Las fallas son fisuras, desplazamientos, “roturas” internas de la corteza terrestre. A veces son cambios en el tipo de roca que hay en el subsuelo.

Estas fisuras facilitan igualmente la reflexión de los rayos Gamma, e incluso dejar escapar gases tóxicos como el radón. Si a lo largo de la falla circula una corriente de agua subterránea, ambos efectos se suman.

 

Las chimeneas cosmotelúricas

Pertenecen al cuerpo astral de la Tierra, a diferencia de las anteriores (que son fenómenos físicos tangibles y visibles). En este artículo explico con más detalle qué son las Chimeneas.

 

Las líneas Hartmann y Curry

Las líneas Hartmann y Curry entrarían dentro de la categoría de geopatías no físicas, al igual que las anteriores. Estas líneas son el resultado de la rotación de los metales del interior del núcleo terrestre, creando una especie de “malla” electromagnética en la superfície de la corteza terrestre.

En el caso de las líneas Hartmann se crea una rejilla de líneas que van de Norte-Sur y de Este-Oeste, cada 2 metros aprox. Las líneas Curry van en diagonal a las anteriores (de NW a SE, y de SW a NE), creando una rejilla de formas rectangulares de unos 6-8 metros.

Por lo que he podido comprobar, las líneas Hartmann y Curry son una vía de escape de las energías sucias de la tierra, por decirlo de alguna forma.

 

¿Sólo me afectan las geopatías?

No, solo no. Por suerte o por desgracia en la sociedad actual existen muchos factores que influyen sobre nuestro sistema inmune, las geopatías son tan solo uno de ellos.

La calidad de los alimentos que ingerimos, el nivel de tóxicos de los productos de limpieza que usamos, los químicos presentes en la cosmética, los metales pesados del agua que bebemos, la contaminación del aire que respiramos, la calidad de las emociones con las que nos nutrimos…

atasco de tráfico

Las geopatías afectan al campo magnético de la tierra, pero existen otro tipo de radiaciones que nos envuelven y que también resultan nocivas para el ser humano:

Tecnopatías:

  • Radiaciones emitidas por aparatos eléctricos y el propio cableado (campos eléctricos alternos de baja frecuencia).
  • Radiación emitida por torres de alta tensión.
  • Radiación emitida por antenas de telefonía, WiFi, internet móvil… (campos electromagnéticos de alta frecuencia).

torre de alta tensión

 

Energías densas de origen humano:

  • Egrégores, que pueden ser personales, comunitarios e incluso… ¡planetarios! Un egrégor no es más que una forma-pensamiento creada a partir de los pensamientos (malos o buenos) de mucha gente sobre una misma cosa/persona/lugar/concepto.
  • Almas que no han marchado a la luz, que se han quedado bloqueadas en un lugar.
  • Entidades y parásitos del bajo astral.
  • La memoria histórica de todo lo acaecido en un lugar, su pasado.
  • La energía impregnada en las paredes, de anteriores propietarios o inquilinos del lugar.

Como ves, hay mucha influencia de tipo sutil, mucha “suciedad invisible”… pero la buena noticia es que todo se puede armonizar. Todo.

Las entidades astrales se pueden remover energéticamente y también se pueden crear protecciones contra las geopatías físicas.

No hay límite para la capacidad humana. Por lo que debemos dejar a un lado la idea de ser “víctimas” del lugar donde vivimos, y coger las riendas de la limpieza y protección energética de nuestra casa.

 

 

¿Te ha gustado el artículo?
Apúntate y recíbelos gratis en tu email

Además recibirás gratuitamente mi ebook "Gemoterapia para autotratamiento"

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *